La libertad de prensa, no se negocia ni se condiciona... se ejerce.
Vaticano

Fumata nera en el Vaticano por segunda ocasión desde el inicio del cónclave

829

VISITAS
En la foto de Eduardo Lliteras la fumarola negra que surge desde las chimeneas ubicadas en la Sixtina. Algunos lìderes de opiniòn italianos buscan confundir a los lectores

Eduardo Lliteras Sentìes / Roma / Ciudad del Vaticano.- Faltando 20 minutos para las 12:00 del mièrcoles de la Sixtina saliò humo negro, por segunda ocasiòn desde que iniciò el cònclave. Es decir, no hay Papa ni acuerdo entre los cardenales electores. Veremos en las dos votaciones de la tarde.

Bolita màgica, o de plano, el juego de las adivinanzas. Algunos editorialistas italianos pareciera que tuvieran micròfonos instalados estratègicamente en la Sixtina. Es màs, podrìa dar la impresiòn, que se ocultaron bajo las sotanas de los purpurados mientras entonaban el Veni Creator Spiritus y lograron mimetizarse con las pinturas renacentistas de los muros de la legendaria capilla donde se han celebrado la mayorìa de los cònclaves de los ùltimos siglos (aunque la elecciòn de Pìo IX se realizò en el Quirinale, ex residencia de los Papas en Roma, hoy sede del presidente de la Repùblica Italiana).

Pero nadie puede dar crèdito a sus aseveraciones. Nadie que haga periodismo y no propaganda a favor de algùn candidato o en contra de otro. O trabaje a favor de algùn grupo eclesiàstico en crisis, como pareciera que hacen algunos “vaticanistas” en Roma. Me refiero, por ejemplo al italiano Gian Guido Vecchi, quien desde las pàginas del Corriere della Sera, en una nota intitulada “Entre Scola y Scherer despunta Ortega”, habla del cardenal mexicano de Guadalajara como Papable. Es decir, estamos ante un perfecto desconocido en Roma que ha recibido el apoyo de algunos lìderes de opiniòn en Italia vinculados a la Iglesia Catòlica con el ànimo de impulsarlo en Mèxico como “estrella en ascenso”.

En el absurdo, y en la manipulaciòn, Gian Guido Vecchi afirma, cual si èl mismo hubiera contado los votos en la Sixtina que el voto de ayer, no fue ritual ni vano: sirviò para desplegar la rosa de al menos cuatro candidatos principales y valorar su peso. Hay el sostèn fuerte al cardenal Angelo Scola y el empuje tambièn fuerte a elegir un candidato americano: el canadiense Ouellet, el estadounidense Dolan, el brasileiro Scherer o el mexicano Ortega, cuyo nombre, asegura el editorialista, “crece” en el voto en la Sixtina.

“Robles Ortega, de 64 años, arzobispo de Guadalajara devoto de Padre Pìo, ha generado una buena impresiòn entre los hermanos” purpurados, asegura Guido Vecchi quien se suma a la campaña a su favor iniciada por Andrea Tornielli (militante del Opus Dei) en La Stampa y de Alberto Melloni, historiador, tambièn en el Corriere della Sera, entre otros de menos peso.

Pero Robles Ortega, ademàs de ser un total desconocido –en Roma, numerosas agencias solicitaron informaciòn sobre èl a sus sedes en Mèxico, las que en el caso de una importante agencia europea respondieron que ni sabìan que era cardenal- es un hombre demasiado joven. Y respecto a los Legionarios de Cristo, hasta ahora en Mèxico no hay ni siquiera una comisiòn de investigaciòn sobre los delitos verdaderos y presuntos cometidos por su fundador, Marcial Maciel, pero tambièn por otros cabecillas y miembros de la Legiòn.

La revista mexicana Emeequis revela que ademàs de pederasta, abusador sexual de sus propios hijos y pupilos en la Legiòn, Marcial Maciel era soplòn de Gobernaciòn en la oscura y temible època del Partido de Estado. El fundador de los Legionarios de Cristo pasaba informaciòn a agentes de la represora Dirección de Investigaciones Políticas y Sociales (DIPS) y al secretario de Gobernaciòn, Mario Moya Palencia, quien tambièn fungiò como embajador en Roma, a quien conocimos por sus malas artes represoras.

En el artìculò de Jacinto Rodrìguez Munguìa en Emeequis se da a conocer un cable de un agente de la desaparecida DIPS en la que informaba que Marcial Maciel decìa que en Roma los Jesuitas adoctrinaban “en el comunismo, maoísmo y técnicas de subversión…” a sus estudiantes.

“Marcial Maciel y los Legionarios de Cristo” trabajaban “del lado del poder: se convirtieron en aliados y colaboradores de los políticos, del entonces presidente Luis Echeverría Álvarez”, afirma Jacinto Rodrìguez Munguìa, quien tambièn puntualiza, citando cables en su poder que Marcial Maciel “entregó datos y nombres precisos; entregó a la policía política mexicana los nombres de personas concretas para que fueran vigiladas y espiadas”.

En pocas palabras, Marcial Maciel fue una oreja, espìa del Gobierno Mexicano en sus tiempos màs oscuros y represores. Cabe preguntarse si era el ùnico en la Legiòn que desarrollaba ese tipo de “trabajo” sucio, al servicio del poder en Mèxico.

Pero hay màs detalles, dice Jacinto Rodrìiguez Munguìa, ya que es pùblico, que Marcial Maciel y el hoy cardenal decano del Colegio Cardenalicio, Angelo Sodano “compartían una animadversión: el comunismo”. Ademàs de amistad y se dice, inclusive riquezas.

En efecto. “Mientras Maciel delataba a los jesuitas por presuntamente trabajar en favor de los subversivos (término aplicado en esos años a los guerrilleros), Ángelo Sodano hacía su parte, respaldando y legitimando la dictadura militar de Augusto Pinochet”.

Incendio en oficina del centro de Mérida

El fuego, generado por un aparente corto circuito,  fue sofocado en su totalidad a las 7:00 horas
Leer Noticia

Vídeo Anuncian Buen Fin del 17 al 20 de noviembre, dice la Canacome

Leer Noticia

Fabricante líder de robots de China inaugura inmenso parque industrial de más de 300 mdd

El parque industrial abarca una área de 260.000 metros cuadrados, equivalente a la extensión de 36 campos de fútbol, en la Nueva Area Hunnan de Shenyang.
Leer Noticia

Advierte FGE de nueva modalidad de extorsión con número de la Ciudad de México a nombre de bancos

Esta corporación tiene información de ciudadanos que han recibido llamadas desde el número 55 1083 0046; al tomar la llamada, una grabación que se identifica como de una institución bancaria
Leer Noticia