La libertad de prensa, no se negocia ni se condiciona... se ejerce.
Vaticanerías

Revolución de celofán en el Vaticano / Vaticanerías / Eduardo Lliteras Sentíes

767

VISITAS
Hace un año narraba desde el Vaticano para los micrófonos de Radio Educación en vivo la elección del primer Papa latinoamericano y jesuita en la historia. Foto: E. Lliteras

Hace un año narraba desde el Vaticano para los micrófonos de Radio Educación en vivo la elección del primer Papa latinoamericano y jesuita en la historia. Se rompían varios tabúes: el de un Pontífice venido del “nuevo mundo” y además de la orden de la Compañía de Loyola.

Eran momentos de euforia en Roma al caer la noche. Hubo confusiones entre los medios que seguían desde San Pedro la votación en la Sixtina luego de que tras la fumata blanca se dio a conocer el nombre del argentino Bergoglio en latín … annuntio vobis gadium magnum habemus papam Eminentissimum ac Reverendissimum Dominum Georgium Marium sanctae Romanae Ecclesiae Cardinalem Bergoglio qui sibi nomen imposuit Franciscum …resonó entre la columnata de Bernini y la plaza rebosante de gente que había comenzado a desbordarse hacia Via della Conciliazione. Simplemente el Papa de los zapatos negros ortopédicos no estaba en las listas y en las quinielas de los vaticanistas, los llamados “expertos” italianos en materia del laberíntico y oscuro mundo del poder del Estado Vaticano.

Sin embargo, Bergoglio sí fue mencionado por algunos periodistas argentinos como papable, así como lo había sido durante los días del cónclave que eligió a Ratzinger. En realidad había estado cerca de ser elegido Papa tras la muerte de Juan Pablo II, pero en Roma no parecía que hubiera nadie que lo recordara.

Bergoglio simplemente no fue tomado en cuenta por quienes eran piezas, desde los medios de comunicación y las primeras planas del Corriere della Sera, La Stampa, La Repubblica, Libero o il Messaggero, de las pugnas internas y externas por el trono de Pedro, centro de poder económico y geopolítico que debe mantenerse en manos europeas, según su punto de vista.

Muchos italianos pugnaban por un retorno del papado a manos de un italiano, y bueno, el Papa Bergoglio, a pesar de ser originario de esa tierra “exótica” llamada Latinoamérica era a fin de cuentas un inmigrante de la “blanca” argentina, del país más europeo –a ojos italianos- de América y por si fuera poco, de origen italiano. Para ser exacto, descendiente de emigrantes del Piemonte, lo que permitía que el trago de un latinoamericano fuera pasable por la garganta para los europeos y la curia vaticana, los que con mucha dificultad habrían tragado a un Pontífice negro, mulato, de rasgos más indígenas o mestizo, de algún otro país latinoamericano.

El Papa que habla español logró, desde el primer momento, cambiar la mala imagen de los representantes de “Cristo” en la Tierra con su sonrisa amarfilada y sus aires de abuelito bonachón que no gusta de los lujos del Vaticano, aunque allí vive, a fin de cuentas.

El rechazo a la limosina asignada con placas de la Santa Sede, de los Departamentos en el Palacio Vaticano, de los adornos de lujo y del crucifijo y anillo de oro fueron un mensaje mediáticamente poderoso.

Había llegado un Papa de a pié. Un hombre de la calle. “Sencillo”, que hablaba de una “Iglesia pobre” y de austeridad frente el desmedido gusto por el poder y el dinero de los hombres de la Curia Vaticana y de las élites eclesiales alrededor del globo, incluidas las mexicanas, tan unidas a la Legión de Cristo. Regresaba la Iglesia de las catacumbas, del origen misionero, gritaban algunos en su desmedida euforia.

Y claro, a un año de su llegada, no cabe duda de que la elección de Bergoglio fue una jugada maestra del Colegio Cardenalicio y de quienes desde el exterior comprendieron la necesidad perentoria de un cambio de imagen del papado. De retocar la ajada imagen de los Papas. Cambiar o morir. Aunque sólo fuera de máscara: de la adusta y antipática de Ratzinger a la gentil y sonriente de Bergoglio.

El nuevo Papa ha conquistado las primeras planas de revistas y periódicos y desde el Vaticano, los propagandistas de siempre, hablan loas del nuevo Pontífice con fanfarrias y timbales batientes. Se publican libros que narran las proezas del nuevo Pontífice, auténticos panegíricos que cumplen su función con maestría: crear la idea de la revolución copernicana de Bergoglio.

Sin embargo, de fondo, hasta ahora, no hay nada, a pesar de que un año es poco tiempo, dicen algunos, para cambiar una institución con inercias de siglos o milenios, como es el caso de los abusos sexuales o la corrupción materialista de una institución que predica sobre la vida en el “más allá”, pero que ha acumulado tesoros, propiedades y dinero en cantidades incuantificables en el más acá.

Donde seguramente el nuevo Papa ha intervenido más es en las finanzas eclesiales, uno de los focos rojos de una institución que nada en dinero, propiedades, inversiones de todo tipo. No podía ser de otra manera ante los cambios financieros en la Unión Europea, en las reglamentaciones contra el lavado. La Banca Vaticana no era más sostenible con la oscuridad que favorecía el lavado de la mafia y los negocios, en nombre de la caridad cristiana. Había que poner límites. No había de otra. Así lo exigían las nuevas normas del Euro a las que el Vaticano no puede sustraerse. En esto, la aceda moral tiene poco que ver y sí más bien el más puro pragmatismo terrenal.

Sin embargo, la revolución de celofán de Bergoglio no se ve fuera de las portadas y titulares de diarios italianos y medios extranjeros que lo coronan como el nuevo rey de los mass media.

La Legión de Cristo emite vacíos comunicados sobre su presunta contrición tras décadas de negar los abusos y crímenes de su fundador (con otros jerarcas aún impunes dentro de su estructura dirigente) y de perseguir a quienes revelaron su corrupción.

Sobre los abusos sexuales no hay más que promesas y aceptación a medias tintas, y con reproches, de un problema sin solución que atañe a los niños que la Iglesia dice pretender formar.

Las jerarquías en América Latina persisten en su coalición con el statu quo que tanta miseria y hambre provoca mientras el Papa los llama a salir a las calles y de sus oficinas de lujo para involucrarse con los pobres, mayoritarios en el continente que hasta hace pocas décadas era predominantemente católico. La herencia dejada tras siglos de dominio católico desde las cumbres del poder es imborrable en el llamado continente de la esperanza, más bien el continente de la desesperanza. Y eso, no lo cambiará Bergoglio el sonriente, el “Papa bueno”, el “pobre”.

En temas de la doctrina las cosas siguen igual, a grandes rasgos. En materia de comunión para los católicos divorciados, de sacerdocio para las mujeres, eutanasia, bioética o en el tema de la homosexualidad, más allá de la retórica y algunos gestos, persisten los mismos dogmas de una Iglesia que también en cuestiones políticas está demasiado aliada con quienes no quieren cambios a un sistema económico fábrica de pobres y desigualdad.

En efecto. La jerarquización machista de la Iglesia y las posturas fundamentalistas en torno a temas como el aborto o el matrimonio entre homosexuales no parece que vayan a variar. Francisco Delgado, presidente de Europa Laica, recuerda según recogen cables de agencias, que los dogmas "recalcitrantes y obsoletos" de la Iglesia no han cambiado ni un ápice. "La actitud del papa es populista con aires peronistas y su práctica es más de lo mismo, porque todo sigue igual y no ha hecho nada para cambiarlo". Y así, previsiblemente seguirá, tras la careta del Papa “bueno” y “simpático” el mismo teatro de siempre.

Organizaciones exigen a autoridades mexicanas no dejar impune asesinato de la periodista Miroslava Breach

Han pasado ya 60 días desde el feminicidio de la periodista Miroslava Breach Velducea ocurrido el 23 de marzo pasado, sin que hasta el momento haya detenidos

Leer Noticia

Imparten curso sobre Mecanismos Alternativos en la PGR Yucatán

El curso se realiza en las instalaciones de la sede Delegacional, en la Ciudad de Mérida, Yucatán, dando inicio el día 22 del mes y año en curso, en un horario de 9:00 a 14:00 horas
Leer Noticia

Desplegado de 40 medios nacionales y extranjeros exige libertad de prensa y alto a asesinatos de periodistas

Hoy en México, la impunidad, la corrupción , en especial, el crimen organizado han puesto en riesgo una labor fundamental para la sociedad.
Leer Noticia

ONU-DH condena los asesinatos de defensores indígenas en Jalisco y Chiapas

El Sr. Guadalupe Huet Gómez, activista y consejero de la Organización Nacional del Poder Popular (ONPP), fue asesinado en las primeras horas del 22 de mayo de 2017
Leer Noticia