La libertad de prensa, no se negocia ni se condiciona... se ejerce.
Vaticanerías

Hora de dar la batalla contra los totalitarismos del signo que sean / Eduardo Lliteras Sentíes

1802

VISITAS
El peor atentado terrorista contra medios de comunicación en las últimas década. Caricatura: Charlie Hebdo. 

Europa está conmocionada. El peor atentado terrorista contra medios de comunicación en las últimas décadas tuvo lugar en París cuando tres terroristas irrumpieron en la redacción del medio satírico francés Charlie Hebdo.

Pero esta historia viene de lejos y la abordamos en nuestro libro “La Muerte de un Papa” publicado hace 6 años en Mérida. En dicho texto, a forma de apéndice, hablamos de las llamadas Viñetas de Mahoma y de la violencia que se desató en Medio Oriente tras su publicación en Europa. En efecto. Desde el año 2005 estalló el conflicto por las llamadas caricaturas de Mahoma. 10 años después, dos atacantes armados con metralletas y embozados irrumpieron en la sede del medio satírico francés Charlie Hebdo en París y mataron 12 personas entre periodistas y policías. Dicho medio  replicó las caricaturas de Mahoma después de que fueron publicadas en 2005 por el diario danés Jyllands Posten. Entre los muertos está a Charlie Hebbo, director de dicho medio que llevaba su nombre y destacadísimo caricaturista francés que vivía bajo custodia policiaca precisamente por las amenazas fundamentalistas. Hay que señalar que Hebdo no dejaba mono con cabeza y que lo mismo cuestionaba y se mofaba de la violencia e intolerancia islámica que católica o judía así como del mismo poder laico francés. A la mente me vienen dos caricaturas en éste momento, publicadas en portada por Charlie Hebdo: En una de las caricaturas, se ve a tres líderes religiosos que protestan furiosos contra Charlie Hebdo, que representan a la religión católica, musulmana y judía. Es decir, a los monoteísmos intolerantes e impositivos, que luchan, desde siempre, contra la cultura laica y liberal, de cuna francesa, precisamente. La otra caricatura que recuerdo es en la que aparece el presidente francés Francois Hollande, con el pene de fuera: en su miembro, aparecen las palabras “mi presidente”. Dicha portada fue dedicada al presidente francés envuelto en escándalos de faldas, precisamente.

Reporteros sin Fronteras hizo un llamado internacional a todos los directores de medios de comunicación para que publiquen los dibujos de la revista francesa enlutada, que ha dado la batalla contra la intolerancia religiosa y política de todo signo y tipo. Nosotros cumpliremos publicando las viñetas, no cabe duda en Infolliteras.com

Además de las 12 personas muertas, otras diez personas resultaron heridas, entre ellas cuatro "se debaten entre la vida y la muerte”.

El presidente francés, François Hollande, confirmó que se trató de un atentado terrorista y llamó héroes de la libertad a los periodistas asesinados, con quienes tuvo no pocos desencuentros por sus sátiras irreverentes. Pero no sólo Francia está de luto. El mundo occidental, al que pertenecemos de forma sometida, se encuentra en jaque. Los fundamentalismos religiosos y políticos están de vuelta. Quieren imponerse de nuevo. Barrer con la cultura la laica, con la República laica, para imponer el totalitarismo, ésta o aquélla moral. La ley musulmana o Sharia o la moral católica. Pero también los extremismos políticos son fantasmas que deambulan en Europa, el fascismo reaparece por todas partes. Es hora de dar la batalla por las libertades de expresión y de pensamiento. En México tan melladas por la corrupción y la violencia de la delincuencia pero también por la política que no acepta ser indagada, transparentada.

Quienes acuden al expediente del uso de la violencia pretenden imponerse a través del miedo. Del terror, doblegar a Europa y a Occidente, a través del miedo a hablar, a expresarse, a cuestionar, a satirizar sobre todos los aspectos de la vida, incluidos los religiosos. A Europa y Occidente le costó mucha sangre librarse del yugo de la Inquisición, de las hogueras y de la quema de brujas y disidentes para que el terror religioso, sea musulmán o el que sea, vuelva a pretender imponerse por encima de los derechos y libertades conquistadas tras la Revolución Francesa. Hoy en franco riesgo también por el Estado Vigilante y el espionaje de las agencias estadounidenses y europeas que auscultan hasta lo más íntimo a los ciudadanos a través de programas que infiltran computadoras, móviles, tabletas.

Nos unimos a la solidaridad con los caricaturistas asesinados por la intolerancia, sea del signo que sea, que no acepta las críticas y pretende imponerse a través de la violencia, a la que hay que repudiar sin medias tintas ni cortapisas.

Como señalan en un editorial un grupo de diarios europeos, “el atentado cometido en París el miércoles 7 de enero contra Charlie Hebdo y el odioso asesinato de nuestros colegas, feroces defensores del pensamiento libre, no es solo un ataque contra la libertad de prensa y la libertad de opinión. Es además un ataque contra los valores fundamentales de nuestras sociedades democráticas europeas”. Y añado, por extensión, de los países que pretendemos formar parte de esa región del mundo, al menos culturalmente.

Portada de Charlie Hebdo sobre los neonazis y las inundaciones de Texas genera polémica

La portada generó numerosos comentarios entre los usuarios de las redes sociales que defienden el sarcasmo y la crítica de la publicación, y quienes la desaprueban.
Leer Noticia

Un año después de Charlie, RSF advierte sobre el peligro de lo religiosamente correcto como método de censura

En nombre del respeto a Dios y de conceptos como la blasfemia, los partidarios de esta noción buscan crear una excepción a la libertad de expresión en general y de información
Leer Noticia

Hallan dinero bajo los colchones del Vaticano/ Vaticanerías / Eduardo Lliteras Sentíes

Hablamos de cientos de millones hasta ahora no contabilizados ni declarados. Según el mismo Vaticano, son casi 1000 millones Foto: Infolliteras
Leer Noticia

No más caricaturas de Mahoma, dice Charlie Hebdo

Charlie Hebdo ya cumplió con su lucha contra la intolerancia del Islam. La revista reivindicó su derecho a criticar esos mismos defectos en otras religiones
Leer Noticia