La libertad de prensa, no se negocia ni se condiciona... se ejerce.
República de las Bananas

El horno no está para bollos en Yucatán por Eduardo Lliteras Sentíes

554

VISITAS
De tal manera, el cambio de formato, responde a la posibilidad, nada remota, de que el escenario del Cuarto Informe se convirtiera en un auténtico boomerang, en una plataforma perfecta para rechiflas, abucheos, protestas y gritos 

El horno no está para bollos, no cabe duda, y así lo reconoció el mismo gobernador Rolando Zapata Bello cuando decidió no realizar su tradicional “Informe” tal y como lo había venido haciendo, a lo grande, con invitados especiales, acarreados de todo el Estado, desplegados en medios de comunicación, entrevistas en vivo, propaganda pagada en taxis y combis del FUTV, en camiones del transporte público.

Vade retro, dijeron sus asesores y el gobernador de Yucatán aceptó, entendió bien que hubiera sido contra producente realizar un evento de tal magnitud cuando con el argumento de la seguridad se cobra caro el reemplacamiento en el Estado y la ciudadanía está exasperada y muy encabronada por el último gasolinazo aplicado a partir de enero por el gobierno federal y diputados federales (salvo Morena y Movimiento Ciudadano que votaron en contra).

De tal manera, el cambio de formato, responde a la posibilidad, nada remota, de que el escenario del Cuarto Informe se convirtiera en un auténtico boomerang, en una plataforma perfecta para rechiflas, abucheos, protestas y gritos de numerosos grupos así como del descontento generalizado por los aumentos en cascada decretados por el gobierno federal priista y sus fallidas reformas.

Tampoco abonó el terreno la publicación de la plataforma de investigación Mayaleaks de la fortuna gastada a la fecha en comunicación social y publicidad que asciende a mil siete millones, 413,633 pesos, más lo que se sume antes de que concluya su gobierno, ya que obtuvo del Congreso del Estado la autorización para gastar otros 267 millones 150,421 pesos en 2017, un aumento del 11.8 por ciento respecto a 2016. Dichas cifras, dadas a conocer recientemente, hicieron torcer la nariz de varios líderes de cámaras empresariales que cuestionan el gasolinazo como ocurre con la Coparmex local que señala “que más que subir impuestos a las gasolinas, hasta representar cerca del 40% de su precio final, lo que se requiere es un recorte efectivo del gasto público”.

Para que nos hagamos una idea, el gasto en publicidad, sumando lo autorizado para 2017, es mayor que lo presupuestado para la edificación de una de las obras que pretende ser la insignia del legado rolandista: el Centro Internacional de Congresos, el que se dijo costaría 1200 millones de pesos.

Y bueno, tras sopesar todo éste escenario adverso se dijo que para el Cuarto Informe de Gobierno se cambiaría “radicalmente el formato: no habrá como se tenía tradicional un evento especial con invitados generalmente con muchos invitados, multitudinario como le llamábamos, sino que será un mensaje a través de las redes sociales, un mensaje donde el gobernador estará informando del estado que guarda la administración durante el ejercicio del 2016”. Así lo dijo el director de Comunicación Social, Fernando Castro Novelo, quien inclusive afirmó que “no se gastará en publicidad tradicional: todo será a través de redes y en ese sentido ya no veremos carteleras… lo que no se va a hacer es utilizar recursos para la publicidad sino informar a través de nuestros medios … ya no veremos desplegados en la prensa escrita, los tradicionales con algunas cifras, datos y foto del gobernador”, aseguró Castro Novelo, quien no explicó a detalle cuáles son “nuestros medios”. Tampoco detalló cuánto será el gasto en redes, ya que se sabe que se han contratado empresas de manejo de redes para subir miles de mensajes a través de Facebook, Twitter y Whastap.

Asimismo, se sabe que la propaganda por concepto del cuarto Informe estaba y está contemplada en las pautas publicitarias contratadas con medios de comunicación locales, por lo que el ahorro en dicho concepto, según dijo el mismo Castro Novelo, no se ve por ninguna parte.

Y mientras esto ocurre, en redes circula la versión, no desmentida, de que “el Secretario de Yucatán Turismo Saúl Ancona se la pasó celebrando en Londres despilfarrando miles de euros en su fiesta privada a la cual acudieron amistades intimas del secretario a celebrar”.

Dicha información no sorprende ya que en años pasados ha ocurrido lo mismo.

A fin de cuentas, lo importante es que más allá de la retórica, el gobierno estatal y sus funcionarios, informen puntualmente a cuánto asciende el “ahorro” por la radical modificación del formato del Informe y en qué se va a aplicar, en lugar de propaganda, por ejemplo.

Lo cierto, es que también el gobierno estatal ha tenido que reconocer tras cuatro años de negarlo, el peso abrumador de las redes sociales y medios en internet, donde las cosas no pintan como dicen o como quisieran, mientras en las calles crece el descontento y las marchas que rechazan a quienes gobiernan y que llaman para el día 15, fecha del Informe, precisamente, a una mega marcha nacional contra el gasolinazo y los malos gobiernos, según dicen.

Vídeo No hay censura dice Tatiana Clouthier a productores de la serie sobre el populismo

Lo que quisieron decir es que nosotros quisimos censurar este documental (de la productora La División). Nada más falso, somos promotores y creemos en la libertad de expresión. ¿Quién paga esta publicidad? 
Leer Noticia

Mark Zuckerberg, pidió disculpas ayer y defendió la privacidad de su trabajo con el fiscal

El empresario precisó que la red social almacena dos grandes categorías de información de cada usuario: contenido que la persona ha decidido compartir y datos que tienen relación con convertir la publicidad en relevante
Leer Noticia

Mozilla y el alemán Commerzbank retirarán publicidad de Facebook

Zuckerberg se mostró este miércoles dispuesto a testificar en el Congreso de EE UU
Leer Noticia

México el país más peligroso para ejercer el periodismo en América Latina semejante a Siria: Article 19

Explica Article 19 que hay muchas formas de censurar a la prensa y de controlar la información. Algunos de esos mecanismos son estructurales, como la publicidad oficial, la concentración de medios en pocas manos y las leyes mordaza; la violencia extrema
Leer Noticia