La libertad de prensa, no se negocia ni se condiciona... se ejerce.
Ecología

La industria turística y el desbordado crecimiento urbano costero en Quintana Roo y la Península acaban con arrecifes por Eduardo Lliteras Sentíes

47

VISITAS
El informe afirma que el estado de Quintana Roo es afectado por un régimen de rápido desarrollo urbano y turístico, de alto impacto ambiental

Eduardo Lliteras Sentíes.- Los arrecifes de la Península de Yucatán se encuentran en riesgo. Están siendo afectados por el cambio climático que provoca su blanqueamiento, así como por la sobrepesca que trae como consecuencia la falta de grandes depredadores. Pero también, y sobre todo, la industria turística y el desbordado crecimiento urbano costero, muestran la necesidad urgente de protegerlos de forma real e incorporar a aquellos arrecifes de la Península de Yucatán que no están bajo alguna categoría de protección. De esta forma se podría evitar su futura degradación, advierten Greenpeace y la UNAM en una reciente investigación dada a conocer tras un viaje marino en el que visitaron diferentes arrecifes de la Península de Yucatán con el propósito de conocer su actual estado de conservación y la necesidad de que éstos sean parte de las reservas marinas que aportará México al cuidado de la vida actual del planeta, afirman.

Cinco arrecifes de la Península de Yucatán se encuentran en estado crítico o mal de salud, por lo que urge protegerlos, según se desprende de una investigación realizada por Greenpeace y el Laboratorio de Biodiversidad Arrecifal que apunta el dedo hacia la explotación de la gran industria pesquera o turística y al crecimiento urbano costero desbordado.

El informa afirma que es necesario protegerlos de forma real e incorporar a aquellos arrecifes de la Península de Yucatán que no están bajo alguna categoría de protección. De los 15 arrecifes estudiados sólo uno se encuentra en buen estado de salud, mientras los demás padecen en diversa escala la sobre pesca, la contaminación, el calentamiento global y la aparición de macroalgas. El arrecife de Alacranes es uno de los que se encuentra en estado crítico.

Dice Greenpeace que “los arrecifes de la localidad de Alacranes presentaron una condición arrecifal de mala a crítica, esto debido a la baja cobertura de coral, de biomasa de peces y una alta cobertura de macroalgas”.

Asimismo, dice que “resalta en especial los bajos valores de biomasa para peces comerciales en dos de los arrecifes, ya que al ser un ANP se esperaban biomasas altas. Al norte de Alacranes se pudo observar una escuela de mantarrayas y al Sur se encontraron trampas para langosta, lo que indica la presencia de pescadores en la región”.

Greenpeace y el Laboratorio de Biodiversidad Arrecifal y Conservación (BARCO) de la Unidad Académica de Sistemas Arrecifales de la UNAM presentaron los resultados de la investigación conjunta realizada en diciembre de 2016 para conocer la salud de los arrecifes de la Península de Yucatán, en la que encontraron que el calentamiento global, el desarrollo turístico, la sobrepesca y la proliferación de macroalgas son las principales amenazas para estos ecosistemas, por lo que se requieren mayores esfuerzos gubernamentales para su protección.

La expedición a bordo del Rainbow Warrior de Greenpeace permitió evaluar el estado de salud de arrecifes en las localidades de Alacranes, Cayo Arenas y Triángulos, pertenecientes al Banco de Campeche, algunos de los arrecifes más aislados y menos estudiados en el Golfo de México; además de Cozumel e Isla Contoy en el Caribe Mexicano.

El presente informe representa un pequeño pero significativo aporte de nuestra organización y científicos de la Universidad Nacional Autónoma de México y la Universidad Autónoma de Baja California Sur quienes hemos recorrido más de 500 millas náuticas a bordo del velero de Greenpeace, Rainbow Warrior, en el mes de diciembre de 2016. Viaje en el que hemos visitado diferentes arrecifes de la Península de Yucatán con el propósito de conocer su actual estado de conservación y la necesidad de que éstos sean parte de las reservas marinas que aportará México al cuidado de la vida actual del planeta.

Entre los hallazgos se dio a conocer que de 15 arrecifes estudiados, 3 de ellos se encuentran en estado crítico, 2 fueron catalogados como mal; 4 en estado regular, 5 bien y solo 1 en muy buen estado, de acuerdo con el índice de salud arrecifal propuesto por la Iniciativa Arrecifes Saludables que considera entre sus indicadores la cobertura de coral y macroalgas así como la presencia de peces herbívoros y comerciales.

Cabe destacar que de los arrecifes de coral estudiados, 8 están dentro de alguna Área Natural Protegida (ANP) y 7 corresponden a Cayo Arenas y Triángulos, que no tienen ninguna categoría de protección. Paradójicamente, fueron estos últimos los que tienen una salud de regular a muy bien, en parte por encontrarse a 150 km de la costa; sin embargo también presentan indicios de  sobreexplotación pesquera, en gran medida porque ninguno está dentro de alguna ANP, por lo que se ha pasado gradualmente de un modelo de pesquería artesanal a la pesquería semi-industrial, sin control ni vigilancia.

El informe también revela que pese a que la extensión de ANP con porción marina en Quintana Roo ha aumentado, los recursos destinados para su conservación han disminuido drásticamente en la última década. Actualmente, se designan sólo 81 pesos por cada kilómetro cuadrado (km2), 27 veces menos que en 2007, cuando la cantidad fue de 2 mil pesos por km2. Por ejemplo, hace 10 años el presupuesto para el Parque Nacional Arrecifes de Cozumel fue de 7.72 millones de pesos mientras que para 2017 recibió sólo 0.90 millones de pesos, de acuerdo con las respuestas a las solicitudes de información hechas a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales y a la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas.

Dice el informe que la evidencia de que algunos de los arrecifes visitados están siendo afectados por el cambio climático provocando su blanqueamiento, así como la sobrepesca que trae como consecuencia la falta de depredadores tope, muestran la necesidad de protegerlos de forma real e incorporar a aquellos arrecifes de la Península de Yucatán que no están bajo alguna categoría de protección. De esta forma se podría evitar su futura degradación por la explotación de la gran industria pesquera o turística.

 

QUINTANA ROO,RÁPIDO DESARROLLO URBANO DE ALTO IMPACTO AMBIENTAL

 

El informe advierte que el estado de Quintana Roo es afectado por un régimen de rápido desarrollo urbano y turístico, de alto impacto ambiental. Por ejemplo, la mayoría de los hoteles dan un tratamiento básico a sus aguas residuales, el cual no remueve contaminantes de origen orgánico y otros contaminantes; mientras que muchos asentamientos humanos ni siquiera cuentan con servicios de drenaje ni recolección de residuos. Lo anterior ocasiona una rápida contaminación del manto freático, que además de representar un serio problema de salud humana, también repercute seriamente en los ecosistemas costeros ya que el agua del subsuelo de la Península de Yucatán viaja rápidamente por una red de ríos subterráneos que se comunica directamente con ecosistemas costeros como son los arrecifes y manglares.

El informe puntualiza que Quintana Roo presenta una población de aproximadamente un millón de personas y el desarrollo puede visualizarse con las luces nocturnas de sus ciudades, donde se observa una alta concentración poblacional en ciudades de la costa Norte de Quintana Roo.

Recuerda que el crecimiento urbano costero trae como consecuencia el aumento en la cantidad de nutrientes y/o contaminantes en el agua marina. Y esta se deriva de la creciente demanda de agua y, por consiguiente, del aumento de las aguas residuales, las cuales pese a ser tratadas, el nivel de filtración no es el suficiente para eliminar los nutrientes y contaminantes de ésta (p. ej. metales pesados), aguas que eventualmente desembocarán en el mar de diversas formas. Si bien, el exceso de nutrientes tiene efectos más discretos en el coral, estos principalmente favorecen el crecimiento de macroalgas. Asimismo, los contaminantes inorgánicos como los metales pesados, tienen diversos efectos adversos en los corales, los cuales

van desde limitar la capacidad reproductiva y fotosintética de las colonias, hasta la muerte directa en los casos más severos, afirma.

Asimismo, advierte que las grandes repercusiones que trae consigo el desarrollo humano en las costas es la destrucción o modificación de los ecosistemas aledaños como dunas costeras, manglares y selvas, para satisfacer la creciente demanda de espacio, para la edificación de viviendas y desarrollos turísticos. Esto da como resultado cambios del uso del suelo y cobertura de los ecosistemas costeros como manglares y dunas costeras, de los cuales su destrucción o modificación genera una liberación de nutrientes y sedimentos. Esto ocasiona un grave desequilibrio ecológico ya que los ecosistemas costeros son interdependientes y la pérdida o afectación de uno genera efectos adversos sobre el otro.

 

RIQUEZA ARRECIFAL DE LA PENÍNSULA

 

Dice la investigación que la Península de Yucatán se encuentra al sureste de México, sus costas se encuentran bañadas por el Golfo de México para los estados de Campeche y Yucatán, y por el Mar Caribe en la costa de Quintana Roo. El sistema arrecifal que se localiza en el Golfo de México se conoce como el Banco de Campeche, el cual está formado por arrecifes de plataforma, restringidos a pequeñas áreas y lo conforman 11 arrecifes: Alacranes en Yucatán y Cayo Arenas, Bajo Nuevo,

Bancos Ingleses, Triángulos Oeste, Triángulos Este, Triángulos Sur, Banco Pera, Bajos Obispos, Banco Nuevo y Cayo Arcas en Campeche.

Los arrecifes de la costa de Quintana Roo forman parte del Sistema Arrecifal Mesoamericano (SAM).

Este sistema abarca aproximadamente 1,000 km desde México hasta Honduras y en México abarca desde Isla Contoy hasta Xcalak.

En los arrecifes monitoreados de Cozumel: Chankanaab, Tormento y San Clemente, destacó la alta biomasa de peces herbívoros y de importancia comercial; y a pesar de que las macroalgas y corales presentaron valores de malos a regulares, todos los sitios clasificaron en la categoría de buena condición de salud. A diferencia los arrecifes de Isla Contoy, los cuales presentan una alta cobertura de macroalgas, baja cobertura de corales y valores muy bajos de biomasa de peces, por lo que se consideran en estado crítico Sin embargo, es importante que uno de los sitios de Isla Contoy fue mayormente una terraza arrecifal en donde naturalmente existe poca cobertura coralina. Es interesante, que en este mismo sitio fue el único de la expedición, en donde se observó el coral invasor Tubastraea coccinea, el cual es originario para la provincia del Indo-Pacífico, pero actualmente tiene una distribución Mundial.

En el caso de “los arrecifes de Cayo Arenas variaron entre condiciones regulares y muy buenas, a pesar de que para todos la cobertura de macroalgas fue elevada, la cobertura de coral fue regular a muy buena en uno de los arrecifes, en donde se encontraron grandes colonias de corales masivos (Orbicella spp). En cuanto a la biomasa de peces herbívoros las condiciones fueron buenas y muy buenas pero la biomasa de peces de importancia comercial fue de regular a muy buena”.

 

Por último, la investigación afirma que cabe destacar que en Cayo Arenas se encontró uno de los arrecifes más conservados, ya que presentó una condición arrecifal muy buena, siendo el único de todos los arrecifes visitados que pudo lograr tal condición. Se esperaría encontrar la misma condición en los arrecifes de Triángulos, por su cercanía con Cayo Arenas, pero esta localidad presentó condiciones arrecifales buenas y regulares. La lejanía de Cayo Arenas y Triángulos con asentamientos humanos no protege a sus arrecifes de los efectos del cambio climático, en donde el aumento de la temperatura del mar por períodos prolongados ocasiona que los corales sufran algún tipo de blanqueamiento.

La industria turística y el desbordado crecimiento urbano costero en Quintana Roo y la Península acaban con arrecifes por Eduardo Lliteras Sentíes

El informe afirma que el estado de Quintana Roo es afectado por un régimen de rápido desarrollo urbano y turístico, de alto impacto ambiental
Leer Noticia

Arrecifes de la Península de Yucatán, en estado crítico, por sobrepesca, contaminación y calentamiento global

De los 15 arrecifes estudiados sólo uno se encuentra en buen estado de salud, mientras los demás padecen en diversa escala la sobre pesca, la contaminación, el calentamiento global y la aparición de macroalgas.
Leer Noticia

Campeche, Yucatán y Quintana Roo, líderes en deforestación en el país: arrasan con 95 mil hectáreas

Yucatán perdió 23 mil hectáreas, su peor cifra desde 2007. A éste ritmo, no quedará nada selva en la Península para antes de fines de siglo. En morado, la expansión de la deforestación según mapa de Global Forest Wacht
Leer Noticia

Descubren roedor gigante en las islas Salomón, en riesgo por deforestación

Hasta hace poco el animal no era más una leyenda. Los nativos de la isla de Vangunu, Salomón, hablaban de un roedor local
Leer Noticia