La libertad de prensa, no se negocia ni se condiciona... se ejerce.
Ecología

Luto por el fallecimiento del último rinoceronte blanco del mundo

169

VISITAS
La crisis de caza furtiva de los años 70 y 80, impulsada por la demanda de cuerno de rinoceronte en la Medicina Tradicional China en Asia y puñales en Yemen, acabó con las poblaciones de rinoceronte blanco del norte en Uganda, República Centroafricana

Redacción / ONU.- Es con gran tristeza que Ol Pejeta Conservancy y el zoológico Dvůr Králové anunciaron que el último rinoceronte blanco del norte masculino, de 45 años, murió en Ol Pejeta Conservancy en Kenia el 19 de marzo de 2018. El rinoceronte llamado Sudán estaba siendo tratado por complicaciones relacionadas con la edad que dieron lugar a cambios degenerativos en músculos y huesos combinados con extensas heridas en la piel. Su condición empeoró significativamente en las últimas 24 horas; él no pudo ponerse de pie y sufría mucho. El equipo veterinario del zoológico Dvůr Králové, Ol Pejeta y el Servicio de Vida Silvestre de Kenia tomaron la decisión de practicar la eutanasia.

 

Sudán será recordado por su vida inusualmente memorable. En la década de 1970, escapó de la extinción de este tipo en la naturaleza cuando se trasladó al zoológico Dvůr Králové. A lo largo de su existencia, contribuyó significativamente a la supervivencia de su especie ya que engendró dos hembras. Además, su material genético fue recolectado ayer y proporciona una esperanza para futuros intentos de reproducción de rinocerontes blancos del norte a través de tecnologías celulares avanzadas. Durante sus últimos años, Sudán regresó a África y robó el corazón de muchos con su dignidad y fortaleza.

 

"Nosotros en Ol Pejeta estamos tristes por la muerte de Sudán. Fue un gran embajador de su especie y será recordado por el trabajo que realizó para concienciar a nivel mundial sobre la difícil situación que afrontan no solo los rinocerontes, sino también los muchos miles de otras especies que se enfrentan a la extinción como resultado de una actividad humana insostenible. Un día, se espera que su desaparición sea visto como un momento seminal para los conservacionistas en todo el mundo ", dijo Richard Vigne, CEO de Ol Pejeta.

 

Desafortunadamente, la muerte de Sudán deja solo dos hembras de rinocerontes blancos en el planeta; su hija Najin y su hija Fatu, que permanecen en Ol Pejeta. La única esperanza para la preservación de esta subespecie ahora radica en desarrollar técnicas de fertilización in vitro (FIV) utilizando huevos de las dos hembras restantes, semen de rinoceronte blanco septentrional almacenado de machos y hembras subrogadas de rinoceronte blanco meridional.

 

¿Cómo llegamos a este punto?

La crisis de caza furtiva de los años 70 y 80, impulsada por la demanda de cuerno de rinoceronte en la Medicina Tradicional China en Asia y puñales en Yemen, acabó con las poblaciones de rinoceronte blanco del norte en Uganda, República Centroafricana, Sudán y Chad. La última población silvestre restante compuesta por 20-30 rinocerontes en el Parque Nacional Garamba en la República Democrática del Congo sucumbió a los combates en la región durante la década de 1990 y principios de 2000. En 2008, la mayoría de los expertos consideraban que el rinoceronte blanco del norte se había extinguido en la naturaleza.

 

En 2009, los últimos cuatro rinocerontes blancos del norte, dos machos y dos hembras, fueron trasladados a Ol Pejeta del zoológico Dvůr Králové en la República Checa, con el apoyo de Fauna & Flora International y Kenya Wildlife Service. Se esperaba que el clima y los ricos pastizales de The Nature Conservancy, similares al hábitat nativo de esta subespecie, les proporcionaran condiciones de reproducción más favorables.

 

Al llegar a Ol Pejeta, los cuatro fueron sometidos a vigilancia armada las 24 horas y se les alimentó con una dieta suplementada. Sin embargo, a pesar del hecho de que se los vio aparearse, no hubo embarazos exitosos.

 

A principios de 2014, se pusieron en marcha planes para introducir un rinoceronte blanco meridional macho a las dos hembras del norte de raza blanca con la esperanza de que si la cría tenía éxito, la descendencia híbrida al menos conservaría algunos de los genes blancos del norte. De nuevo, esto resultó fracasado. Las pruebas posteriores revelaron que ninguna de las hembras era capaz de reproducirse de forma natural, y que solo una era lo suficientemente fértil para concebir artificialmente. La muerte del otro hombre blanco del norte, Suni, de causas naturales en octubre de 2014, enfatizó aún más la necesidad de encontrar soluciones alternativas con urgencia.

Aseguran mono araña, un loro guayabero y tortugas mojinas entre otros animales en domicilio en Motul

Leer Noticia

Aumenta la población de jaguar en México en 800 individuos, aseguran autoridades

Leer Noticia

Asegura Profepa mono araña hembra a familia en ciudad Caucel

Leer Noticia

Voluntarios apoyan al refugio Evolución Animal en Umán

Comida, tratamiento contra los parásitos. Cariño a los animales. El apoyo altruista del médico veterinario de Pet Groomers Mérida
Leer Noticia