La libertad de prensa, no se negocia ni se condiciona... se ejerce.
El País

Comienzan a surgir las transas en la obra del aeropuerto de Texcoco: inflaron costos y lo financian con fondos de pensiones

5983

VISITAS
Negocios a la antigüita evidenciados. Por eso la furia del gobierno federal y de los empresarios involucrados, además del gobierno de la Ciudad de México por los cuestionamientos de López Obrador.

Redacción.-  Mientras funcionarios y candidatos (empezando por José Antonio Meade y Margarita Zavala) dicen que necesitamos un aeropuerto operativo, digno y adecuado en Texcoco, surgen informaciones sobre cómo se inflaron los costos de la barda perimetral, obra ejecutada por la Sedena. Mientras tanto, Andrés Manuel López Obrador afirma que esperemos que se cumpla el compromiso de transparentar los contratos del nuevo aeropuerto y revisar su viabilidad técnica y económica.

En efecto. Margarita Zavala, José Antonio Meade e inclusive Ricardo Anaya aseguran que la mejor opción es construir dos pistas más en Santa Lucía y tener cincos pistas en dos años, en Texcoco.

Sin embargo, ahora se sabe que la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) construyó la barda perimetral del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México(NAICM) mediante un contrato que le permitió encarecer la obra 89 por ciento y el uso de al menos dos empresas fantasma.

De acuerdo con un reporte de Aristegui Noticias, en la página de transparencia del aeropuerto se anota que el proyecto de barda perimetral tenía un costo original de mil 547 millones de pesos, pero tras cuatro convenios modificatorios el muro se encareció hasta llegar a 2 mil 930 millones de pesos, lo que significa un encarecimiento de 89 por ciento.

Además, ocho de cada 10 pesos de los recursos captados este viernes en el mercado bursátil mexicano para financiar la construcción del Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México (NAICM) fueron contratados por las empresas que gestionan los fondos de pensión de los trabajadores, dijo a La Jornada Ricardo Rangel Fernández Mc Gregor, de CI Banco, la institución financiera que actuó como fiduciario de la operación por la que el Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México obtuvo este viernes recursos por 30 mil millones de pesos para seguir adelante con el proyecto.

Ahora se entiende el enojo de las autoridades federales, capitalinas y de empresarios beneficiarios de las obras y del inflado de sus costes.

Uno de los principales compradores de los títulos fue el Grupo Financiero Inbursa, controlado por el empresario Carlos Slim Helú, por vías que incluyen a la administradora de fondos para el retiro (Afore) Inbursa, de acuerdo con fuentes del mercado accionario.

Afore Inbursa adquirió alrededor de 13 mil millones de pesos, 43 por ciento del total de la colocación, señalaron.

Ricardo Anaya, aspirante presidencial de la coalición “Por México al Frente”, dijo que sin pretender agraviar a nadie, no participaría en la mesa sobre la construcción del Nuevo Aeropuerto que ha convocado por la iniciativa privada, ya que no es la iniciativa privada la encargada de definir si se lleva a cabo o no la obra, de acuerdo con información de El Universal.

“Sin pretender agraviar a nadie, no es facultad de un organismo empresarial definir si una obra se realiza o se deja de realizar, cuando la obra ya está en curso y se ha erogado una cantidad muy importante de recursos públicos. Francamente no coincido con esa convocatoria que se ha hecho. Más bien creo que todos debemos ajustarnos a lo que establece la ley”, expresó.

AMLO invitaría a Meade y Anaya a su gobierno

Leer Noticia

Anuncia López Obrador 50 lineamientos generales para el combate a la corrupción y la aplicación de una política de austeridad republicana, según dice

Leer Noticia

Vídeo López Obrador encuentra a delegación estadounidense encabezada por Mike Pompeo

Leer Noticia

José Antonio Meade podría ser el próximo presidente del Banco de México

Leer Noticia