La libertad de prensa, no se negocia ni se condiciona... se ejerce.
República de las Bananas

Michelle Preciat Navarrete, teme por su vida por Eduardo Lliteras Sentíes

322

VISITAS
Daniel Carrillo Espinosa (a) el Puma (ex subdirector de la entonces llamada Secretaría de Protección y Vialidad de Yucatán durante el gobierno de Patricio Patrón Laviada)

La seguridad, ese baluarte en el que se cimenta el “progreso” de Yucatán, “excepción” a la violenta regla de un país convertido en una cloaca sangrienta, muestra grietas profundas que no ven las cientos de cámaras instaladas para el Escudo Yucatán. Y mucho menos por las instituciones, ciegas, porque son ciegos –o cómplices no raramente- quienes las dirigen. Así sucedió con el caso de Emma Gabriela, acuchillada salvajemente en Mérida mientras entraba a su casa.

Activistas y los abogados Fernando Valencia Echeverría y Fernando Vargas Mena pusieron en alerta a la sociedad yucateca ante la posibilidad de que tengan lugar otros casos, durante una conferencia de prensa en el restaurante Amaro.

En dicho foro la señora Michelle Preciat Navarrete denunció a su exesposo Daniel Carrillo Espinosa (a) el “Puma” acusándolo de armarle un “expediente por un supuesto robo” tras solicitar el divorcio y de haberse fijado una pensión de 11 mil pesos.

“Inventó que nos vio a mi papá y a mí robando alhajas y relojes, pero curiosamente le dio tiempo de hacer una lista de las cosas, pero dijo que no quiso hacer nada para no tener problemas”, explicó la mujer quien además, denunció “violencia física, amenazas y hostigamiento”.

Daniel Carrillo Espinosa (a) el “Puma” (ex subdirector de la entonces llamada Secretaría de Protección y Vialidad de Yucatán durante el gobierno de Patricio Patrón Laviada), es un polémico ex funcionario, al que se le pretendió vincular a casos de narcotráfico en Yucatán sin que nunca le probaran nada.

Michelle Preciat Navarrete lo acusó de amenazarla de muerte tras 14 años de matrimonio (y tres hijas de 14, 8 y 7 años de edad) luego de que solicitó el divorcio.

Según dijo durante la conferencia en la que estuvo acompañada por la activista Adelaida Salas y la académica Gina Villagómez así como por María Núñez Zapata de la organización Mujeres sin Maquillaje,  el infierno con su ex marido empezó en 2013.

El ex policía, obviamente, no se ha quedado con las manos cruzados y ha presentado nueve denuncias en contra de la madre de sus tres hijas.

La señora Preciat Navarrete dijo que ha denunciado a su exesposo por segunda ocasión (folio 1600/2017) tras años de violencia, acoso, difamación, persecución y, finalmente, amenazas de muerte, según dijo.

Evidentemente el camino legal tomado por la señora Preciat Navarrete no ha sido sencillo, por el contrario, ya que su “ex marido la denunció a ella y a su papá de un supuesto robo, por lo que le armaron un expediente con ayuda del encargado de la agencia 35 con la finalidad de girarme una orden de aprehensión”.

Es decir, de nueva cuenta estamos ante el enésimo ejemplo de esa complicidad institucional que es un auténtico agujero negro en el que abrevan numerosos casos de abusos y de violencias en el Estado en completa impunidad.

La señora Preciat dijo a Infolliteras, que su ex marido la “golpeó: me puso una pistola en la cabeza, me mandaba a seguir o me seguía, mandaba mensajes groseros y amenazando, me dieron custodia de la fiscalía y cuando venció el tiempo comenzó a amenazarme de nuevo”.

Asimismo, narró que ante el Juez Tercero Civil, su ex marido exigió que le pagara “las escrituras, predial y agua de su casa así como el pago de daños y perjuicios por no firmar sus escrituras por 225,000 pesos; pidió más dinero por daños por no pagar sus escrituras por 350,000”.

Ante el Juzgado Tercero de Oralidad Familiar, turno vespertino fue demandada por la pensión alimenticia para su hija mayor: exigió que me descuenten más del 50% de mi sueldo.

A éste largo e inacabable historial de agresivos litigios hay sumarle que en el 2017, ante el Juzgado Primero de Oralidad Familiar, turno matutino, su ex marido demandó la guarda y custodia de sus hijas con el argumento de que “descuido a mis hijas; supuestas lesiones y moretones. Inventó que no le doy a mis hijas los días de visita (pero el señor nunca las va a buscar), que me dedico a mi vida social, que no ha autorizado a mi empleada doméstica, que voy al gimnasio (al que asisto con mis hijas ya que cuenta con estancia)”.

Además, durante el juicio, señala que el ex jefe policíaco “le tomaba fotografías sin mi autorización; revisaba las redes sociales de otras personas, bajaba las fotos o comentarios y los presentó como pruebas”.

Hay otros capítulos inquietantes como cuando narra que su ex marido la vio en un local “y metió una demanda por supuestamente agredir verbalmente a mi hija mayor; lo cual yo demuestro con una grabación de las cámaras de vigilancia que es una total mentira”.

“Me vio en el súper, me hizo un escándalo por estar ahí y no en mi casa, me tomó fotos sin mi consentimiento y lo publicó en las redes sociales”.

Asimismo, dijo que presentó como pruebas actuales, fotografías de 2007. A todo esto, hay que añadir que ante el Juzgado Primero de Oralidad Familiar, turno matutino, demandó la pérdida de la patria potestad de mi hija mayor además de otras muchas cosas. “Posteriormente me otorgan medidas de protección cautelares por amenazarme en la puerta del juzgado”.

La señora Preciat dice también que “al salir de una audiencia me amenazó, me dijo… sólo te advierto una cosa: cuídate, no te vaya a pasar algo. Moviendo los brazos como si fuera a golpearme”.

Además de otros capítulos de litigios que involucran sueldos, bienes materiales y pensión, según el expediente en manos de Infolliteras.com. La señora Preciat señaló que hasta el día de hoy todas las demandas siguen abiertas y que el señor sigue inventando cosas.

Dijo a Infolliteras que cabe mencionar que “a lo largo de todos estos años, el señor ha amenazado a mis amigos, familia y a cualquier persona que tenga alguna relación conmigo. Pedí que las visitas de mis hijas fueran en el CECOFAY, pero el señor no quiso. Entonces pelea que no las puede ver, pero no acepta verlas. Mi hija menor (7  años) es epiléptica, cosa que no le ha importado al señor ya que no se ha interesado por su atención médica y no ha procurado crearle un  ambiente tranquilo  la niña, como lo necesita. Yo me he encarado de todo eso. No puedo vivir tranquila, ya que todo el tiempo tengo que estar cuidándome de lo que a el señor se le ocurra hacerme. En el 2014, desapareció mi coche, que estaba estacionado en el interior de la casa de mis papas. En el 2015 me incendiaron otro coche, que tenía estacionado en la puerta de mi casa”.

Vídeo Incumplió Gobierno de Rolando Zapata medidas de protección a Emma Gabriela


Leer Noticia

Detienen a presunto autor de feminicidio en Kanasín, informa la FGE de Yucatán

Foto: Archivo
Leer Noticia

Mujer en Kanasín fue estrangulada: se trata del segundo feminicidio en pocos días tras asesinato de nena de 6 años

Leer Noticia

Ana fue asesinada en Tahdziú: la menor de 6 años fue estragulada y el autor del feminicidio se encuentra prófugo

Leer Noticia