La libertad de prensa, no se negocia ni se condiciona... se ejerce.
Municipios

Entre contradicciones y aceptación a medias, alcalde Progreso queda al desnudo tras filtración de licencia firmada por él en caso del bar Mocambo

278

VISITAS

Redacción.- Contradicciones y aceptación, a medias, de responsabilidades, en el caso del derrumbe mortal del bar Mocambo, por parte del Ayuntamiento de Progreso y su alcalde, Julián Zacarías Curi. Sin embargo, documentos firmados por el propio alcalde, como es una licencia de actividad del Registro Municipal de Giros Mercantiles, Industriales y Profesionales, le otorgaron al bar Mocambo la licencia de giro mercantil en diciembre de 2018, como da a conocer Yucatán Ahora, medio que obtuvo dicho documento.

Según un comunicado de dicho municipio, “con relación a una nota emitida por un medio de comunicación sobre los hechos ocurridos el pasado domingo 17 en las afueras del establecimiento comercial denominado “Bar Mocambo”, esta administración reitera que el negocio, hasta la fecha, de los lamentables acontecimientos, operaba de forma irregular, ya que no contaba con la licencia de funcionamiento necesaria para su operación”.

Asimismo, la misma administración municipal, además de admitir que había permitido que dicho bar funcionara de forma “irregular”, dice también que “como resultado de las investigaciones preliminares, se encontró que, como parte del trámite de la renovación de la licencia de funcionamiento para el año 2018, iniciada por los responsables del negocio y con vigencia al 31 de Diciembre de 2018 fue efectivamente emitida de manera preliminar por la Dirección de Espectáculos; sin embargo; la misma, en ningún momento fue entregada o liberada a los propietarios de “Bar Mocambo”, toda vez que, como fuera señalado en comunicado previo por este Ayuntamiento, no cumplieron con el procedimiento de la entrega de la anuencia de Protección Civil municipal, requisito implementado por esta administración como parte del proceso de renovación de licencias de esta clase de giros, en beneficio del público consumidor”.

Pero a pesar de carecer de la “anuencia de Protección Civil Municipal”, el bar funcionaba y no había sido clausurado, lo que redundó en la muerte de tres personas el pasado fin de semana, incluida una menor.

Cabe destacar, dice el comunicado, “que la licencia de funcionamiento 2018 es de carácter único y se encuentra en poder del H. Ayuntamiento. En tal sentido, reiteramos enfáticamente que la licencia permaneció en resguardo en la Comuna y no se entregó a los propietarios del establecimiento porque no cumplieron con los requisitos que se les pidió. Por lo mismo, no se emitió ni se les entregó la correspondiente al 2019”.

También asegura “que cualquier información distinta resulta ser inexacta y mal intencionada, y en nada abona al esclarecimiento de los hechos que como se ha señalado ya por parte del Presidente Municipal, Julián Zacarías Curi, se encuentra en manos de la Fiscalía General del Estado”.

Por último, asegura que “es importante señalar que, en estricto cumplimiento a las leyes y reglamentos, la Dirección de la Contraloría municipal ha iniciado ya procesos de investigación para determinar probable responsabilidad administrativa a cargo de servidores públicos en funciones y de la administración municipal 2015-2018”.

 

 

          

 

El compromiso de esta Administración es velar por la tranquilidad y la integridad de los ciudadanos de Progreso, motivo por el cual, el día de ayer, se inició un operativo de detección de inmuebles en mal estado en la zona urbana de la cabecera para señalizarlos de manera clara y visible.

 

 

 

Finalmente, se realizarán los exhortos necesarios a los propietarios para su remozamiento o, en su caso, demolición en aras del beneficio común, estudiándose ya la modificación de los reglamentos de Desarrollo Urbano en materia de conservación de inmuebles a fin de que nuestros ciudadanos puedan transitar de manera tranquila por cualquiera de sus calles sin temor a que ocurra un accidente.

Sin embargo, Yucatán Ahora, publica foto de la licencia con los sellos del Ayuntamiento de Progreso así como recibo de la Dirección de Finanzas y Tesorería de dicho municipio con el número de folio A28084.

Cabe recordar que su principal asesor, es el ex funcionario del ex gobernador priista de Quintana Roo, Roberto Borge. Es decir, Lino Magos Acevedo, quien asesora al alcalde para que intente deslindar al ayuntamiento progreseño, y a su persona, de la tragedia en el restaurante bar Mocambo, que cobró la vida de tres personas, incluyendo una niña. Además de cinco lesionados.

Gobernador de Yucatán y alcalde de Progreso entregan nuevas instalaciones del preescolar Juan Crisóstomo Cano y Cano

Leer Noticia

Gobernador Mauricio Vila Dosal supervisó los trabajos de conservación de la carretera Mérida-Progreso

Leer Noticia

Gobernador Mauricio Vila Dosal inaugura un nuevo jardín de niños en Progreso

Leer Noticia

Gobernador Vila gestiona Polo Tecnológico de Bienestar: alternativa a la Zona Económica Especial de Progreso

Leer Noticia