La libertad de prensa, no se negocia ni se condiciona... se ejerce.
República de las Bananas

Embajador de Estados Unidos se reunirá con gobernador Vila en privado: inversiones y probable cooperación en materia de seguridad en la agenda por Eduardo Lliteras Sentíes

171

VISITAS

El embajador de Estados Unidos en México, Christopher Landau, sostendrá una reunión privada con el gobernador de Yucatán, Mauricio Vila Dosal, y posteriormente habrá diversos anuncios en Palacio de Gobierno vinculados al tema de inversiones y probablemente cooperación en materia de seguridad.

Landau ha estado muy movido tras la batalla campal en Culiacán en la que afloraron armas de uso exclusivo de las fuerzas especiales estadounidenses como el Barret M82.

El embajador apenas se comprometió en el Subgrupo Binacional sobre Tráfico de Armas a implementar una estrategia binacional de seguridad en la frontera de México con Estados Unidos para “congelar el flujo de armas” que ingresa a nuestro país y termina en manos de cárteles y delincuentes, en muchas ocasiones gracias a la participación de agencias estadounidenses como la DEA (Administración para el Control de Drogas​ de los Estados Unidos) o la ATF (Agencia de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos). Esta última, por ejemplo, entregó armas a grupos criminales a través de diversas operaciones como “Rápido y Furioso” durante el gobierno del ex presidente Barack Obama, con la justificación de rastrearlas (sic).

Sin ir más lejos, cabe recordar que tras el fracaso en la captura de Ovidio (ordenada por el gobierno estadounidense) salió a la luz que Quirino Ordaz Coppel,  gobernador priista de Sinaloa, se reunió en secreto con el director de la agencia “anti drogas” de los Estados Unidos, quince días antes de la balacera armada en Culiacán por el intento de detención del narcotraficante Ovidio Guzmán, hijo de El Chapo. Es decir, la reunión con funcionarios de la DEA (Administración para el Control de Drogas en Estados Unidos) antecedió al fallido operativo para capturar al hijo de El Chapo en la capital de la cuna del narcotráfico en México. La inédita reunión entre el gobernador sinaloense, Quirino Ordaz Coppel y Uttam Dhillon, director interino de la Administración para el Control de Drogas en Estados Unidos, fue dada a conocer por el diario RioDoce en el mes de septiembre y se realizó en secreto, sin que se informara al gobierno federal y al presidente Andrés Manuel López Obrador, lo que genera muchas preguntas respecto al papel de dicha agencia en territorio nacional y en el fracaso del operativo contra el hijo de El Chapo, ya que se sabe que Washington anda detrás de la enorme fortuna de dicho capo sentenciado y encarcelado en los Estados Unidos. Se habla de una fortuna de alrededor de 25 mil millones de dólares a la que el gobierno estadounidense quiere echarle el guante.

De hecho, según algunas fuentes oficiales, diariamente, cerca de dos mil armas ingresan de manera ilegal al territorio mexicano por la frontera con Estados Unidos, y terminan en manos de la delincuencia organizada, lo que incrementa su poder letal, escalando el nivel de violencia en México y las muertes de mexicanos.

 

REUNIÓN BINACIONAL EN MATERIA DE SEGURIDAD Y DE NEGOCIOS EN EL SURESTE

Según se informó, en la reunión binacional participaron los secretarios de Seguridad y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo Montaño; de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubón; de la Defensa, General Luis Cresencio Sandoval González; de Marina, Almirante José Rafael Ojeda Durán; y el Embajador de Estados Unidos en México, Christopher Landau.

Asimismo, se dijo que las autoridades estadounidenses se comprometieron “en el esfuerzo de su gobierno para enfrentar de manera firme el tráfico de armas que opera de manera trasnacional y reiteraron su disposición de trabajar en planes de acción conjuntos y maximizar la eficacia de los esfuerzos a través de la inteligencia”.

También se informó que “los asistentes acordaron tener reuniones ejecutivas cada 15 días; desburocratizar las respuestas institucionales, y sellar las fronteras, cada país desde sus responsabilidades y en un ámbito soberano”.

El mismo embajador Landau, en su cuenta de Twitter, dijo que es “muy importante el tema del flujo ilegal de armas y dinero de Estados Unidos a México-como vimos en Culiacán; son la raíz del poder del crimen organizado. Pero en ambos lados de la frontera, hay demasiadas agencias gubernamentales involucradas en el tema. ¡Desde hoy, esto se desburocratiza!”, afirmó.

Recientemente durante un recorrido por el río Bravo en una embarcación (del que publicó un vídeo) dijo: "recorriendo el Río Bravo/Río Grande esta mañana cerca de Nuevo Laredo. Lado EEUU a la izquierda; lado mexicano a la derecha. Zona bella pero peligrosa. Juntos tenemos que frenar los flujos ilegales de drogas, armas, dinero, y migrantes".

El embajador, además, participó en Cancún ayer en la llamada Cumbre de Negocios donde habló “sobre la relación bilateral y la cooperación económica”.

Se espera que en Mérida enfatice ese aspecto, aunque no se descartan la cooperación en materia de seguridad, como señalamos al inicio de la presente columna.


Circulan medios mexicanos y figuras públicas foto falsa del ex presidente Evo Morales con los narcotraficantes Pablo Escobar y El Chapo Guzmán

Leer Noticia

Que Ovidio Guzmán, hijo de El Chapo, fue aprehendido y luego liberado, dicen

Leer Noticia

Fuentes oficiales estadounidenses no identificadas confirman detención de uno de los hijos de El Chapo

Leer Noticia

Tras supuesta detención de hijo de El Chapo, se desatan bandas armadas en Culiacán, Sinaloa

Leer Noticia